Lima., Andina. El capital mexicano en Perú asciende a US$3.700 millones y seguirá aumentando con la entrada en vigencia del Tratado de Libre Comercio (TLC) suscrito hoy por ambas naciones, manifestó el secretario de Economía de México, Bruno Ferrari. “El acuerdo establece un marco jurídico más seguro para los inversionistas de ambos países, eso es fundamental ya que Perú se ha consolidado como el tercer destino más importante para la inversión mexicana en América Latina”, afirmó.

Cabe señalar que el ministro de Comercio Exterior y Turismo, Eduardo Ferreyros, y Ferrari suscribieron este miércoles el Acuerdo de Integración Comercial de ambos países, llamado TLC, en una ceremonia liderada por el presidente de la república, Alan García, en palacio de gobierno.

Indicó que esta es una buena oportunidad para incrementar las inversiones de ambos lados, por ello el gobierno mexicano seguirá invitando a las empresas peruanas a incursionar en su mercado.

Señaló que en los últimos años México ha concentrado sus esfuerzos y recursos en fortalecer la integración de América Latina, y lleva a cabo seis iniciativas prioritarias de negociación en esta región.

“El acuerdo con Perú es además un componente central de este esfuerzo para acercarnos a nuestros hermanos del sur. El país tiene la economía más dinámica de la región, tan sólo en el 2010 alcanzó una tasa de crecimiento de 8,8%”, dijo.

Además, la actividad productiva de Perú crece el triple de los principales socios comerciales de México, comentó el ministro mexicano.

Remarcó que ambos países tienen complementariedades importantes y el TLC permitirá aprovecharlas, mientras que el gran desafío será seguir democratizando el comercio para que un mayor número de empresas y sectores productivos participen y se beneficien del intercambio bilateral.

“Conforme incorporemos a nuevos actores al comercio exterior, particularmente a las pequeñas y medianas empresas (pymes), reforzaremos el efecto multiplicador que puede ejercer en el bienestar de peruanos y mexicanos”, dijo.

Otro de los beneficios del TLC es el impacto en el empleo, por ejemplo, actualmente las importaciones mexicanas a Perú generan alrededor de 23.000 ocupaciones y con este acuerdo las fuentes de trabajo podrán llegar hasta 40.000 en los próximos años, precisó.

Finalmente, destacó que a México y Perú los une un pasado milenario con grandes culturas indígenas, una compleja y refinada cultura hispánica, también la raza, idioma, los logros, tristezas y anhelos.

“Nuestras naciones comparten la vitalidad de su gastronomía, la calidez de su gente y la fuerza con la que sabemos luchar por nuestros sueños”, subrayó.