Santiago. La balanza comercial de Chile repuntó en octubre respecto a meses previos, impulsada por sus exportaciones lideradas por el cobre y una desaceleración en el ritmo de las importaciones, ante una gradual moderación de la demanda interna.

En un reporte difundido este lunes, el Banco Central dijo que el país anotó un superávit comercial de US$837 millones en octubre, cifra muy superior a los saldos registrados en agosto y septiembre.

Las exportaciones registraron un alza interanual del 19,4% en octubre a US$6.446 millones, pero disminuyeron levemente respecto a septiembre.

Al igual que en meses previos, los envíos fueron empujados por el cobre, principal exportación del país.

Las exportaciones del mineral, del que Chile es el mayor productor mundial, alcanzaron a US$3.531 millones en el décimo mes del año, frente a los US$2.840 millones de octubre del 2010, y también fueron superiores a los US$3.305 millones de septiembre.

Las importaciones, en tanto, crecieron un 9,2% a US$5.609 millones, muy por debajo de los US$6.285 millones del mes anterior.

Este es el menor nivel desde febrero de este año y se enmarca dentro de la desaceleración que han anticipado analistas, por una esperada gradual moderación de la demanda interna, en medio de un escenario global más complejo.

Balanza acumulada. En los primeros diez meses de este año, la balanza comercial arrojó un saldo positivo de US$10.846 millones, cifra que se compara con un superávit US$11.702 millones de igual período del 2010.

Entre enero y octubre, las exportaciones sumaron US$68.357 millones, un incremento interanual del 20,7%.

Las importaciones llegaron a US$57.511 millones, un alza interanual del 28%.

Para todo el 2011, el Banco Central ha pronosticado un saldo positivo de la balanza comercial de US$12.700 millones, mientras que para el próximo año ha estimado un superávit de US$8.300 millones.

El organismo rector ha proyectado exportaciones por US$82.600 millones e importaciones por US$69.600 millones para este año.