China instó este jueves a apoyar la Organización Mundial del Comercio (OMC) y advirtió de que desafiar sus reglas puede conducir a una guerra comercial.

El portavoz del Ministerio de Comercio, Sun Jiwen, recalcó durante una rueda de prensa que China apoya firmemente a la OMC y defenderá su autoridad y reglas.

"Si los miembros de la OMC ignoran las reglas de la organización por su propio interés y se niegan a aplicar sus resoluciones sobre las disputas, el sistema comercial multilateral dejará de tener valor real, lo que podría desembocar en una repetición de las guerras comerciales de los años 30", previno Sun.

Las decisiones del sistema de resolución de disputas de la OMC tienen fuerza ejecutiva y "mordiente", destacó.

Las declaraciones llegan al hilo de la publicación la semana pasada por parte de la oficina de representantes comerciales de EEUU de un documento sobre la agenda política comercial anual que apuntaba que el Gobierno de EEUU podría rechazar las decisiones de la OMC que estimase como invasivas de su soberanía.

Sun insistió en que la OMC es esencial para oponerse al proteccionismo comercial y ayudar a la recuperación económica internacional a través de la gestión de las disputas comerciales.

La globalización económica es inevitable, defendió el portavoz, que indicó que para que el comercio sea justo, algo que EEUU se ha comprometido a defender, es necesario respetar las reglas de la OMC.

"Llamamos a los principales miembros de la OMC a cumplir con lo que predican, someterse a las reglas de la organización y cumplir sus obligaciones", reclamó.