El presidente de Ecuador, Rafael Correa, informó hoy que llamó a su colega colombiano Juan Manuel Santos para explicarle la aplicación de una salvaguardia cambiaria del 21% a los productos originarios de Colombia, ante la depreciación del peso.

En su informe sabatino de labores, Correa dijo que mantuvo una conversación telefónica con Santos el pasado jueves para explicarle la medida aplicada desde el 5 de enero por Ecuador.

"El jueves llamé al presidente Juan Manuel Santos para explicarle sobre las salvaguardias, le expliqué, siempre muy comprensivo; de todas maneras, nuestros ministros de Comercio se han reunido para afinar ciertas cosas", señaló el mandatario sin dar mayores detalles.

La salvaguardia cambiaria se aplica en el mismo porcentaje en que Colombia depreció el peso, su moneda nacional, lo cual, según Ecuador, provoca una alteración en las condiciones de competencia.

La medida también se aplicó a Perú, país al cual se le fijó una salvaguardia de 7% por la depreciación del sol, su moneda oficial.

La medida derivó en reclamos de ambas naciones a través de la Secretaría General de la Comunidad Andina de Naciones (CAN).

El órgano ejecutivo de la CAN, conformado por Ecuador Colombia, Bolivia y Perú, afirmó que no corresponde la aplicación de las medidas de salvaguardia que aplicó Ecuador a Colombia y Perú, hasta que la Secretaría General se pronuncie sobre el tema.

Sin embargo, Ecuador defendió la legalidad de la medida al señalar que en diciembre pasado pidió a la CAN se pronunciara sobre la aplicación de las salvaguardias, sin embargo, debido a un error administrativo, no respondió dentro del plazo previsto.

Correa señaló que Ecuador debió poner salvaguardias a Colombia y a Perú, "porque nos depreciaron la moneda nacional" y justificó la medida ya que se trata de un problema de "choque externo".

Señaló que frente a la depreciación del peso colombiano y del sol peruano, "nuestra producción vale menos, nuestro petróleo vale menos, nuestro principal producto de exportación vale menos".

A ello se suma la caída del precio del petróleo en el mercado internacional, "entonces ya es un problema que no está en nuestras manos resolver, no podemos cambiar los precios internacionales", apuntó.

Destacó que para enfrentar esa clase de problemas "el instrumento fundamental, elemental, es el tipo de cambio, pero gracias a la genialidad de nuestras élites no tenemos moneda nacional".

Ecuador dolarizó su economía en el año 2000, a raíz de una grave crisis financiera.

"No tenemos tipo de cambio, hemos tenido que aplicar salvaguardias cambiarias, eso significa elevar aranceles para compensar la depreciación del peso (colombiano) y la depreciación del sol (peruano)", subrayó.

El mandatario ecuatoriano consideró correcta la decisión de Colombia y Perú de depreciar sus monedas para contrarrestar choques externos, como la caída del precio del petróleo, pero insistió en que aquello afecta a Ecuador.

El jueves pasado los ministros de Comercio Exterior de Ecuador y Colombia analizaron en Quito el tema y tras horas de deliberaciones dejaron en manos de los Consejos de Comercio de ambos países emitir un pronunciamiento final el próximo 26 de enero.

Ecuador planteó la posibilidad de disminuir el nivel de la salvaguardia de 21 a 17,4%, mientras Colombia planteó que sea de 7%, igual a la devaluación real de 2014.