La Tercera Cumbre de América del Sur y los Países Árabes (ASPA) será en Lima, del 26 al 28 de setiembre de 2012, y permitirá fortalecer las relaciones entre ambas regiones, además de atraer inversiones del mundo árabe al Perú, confirmó hoy el canciller Rafael Roncagliolo.

El acuerdo fue adoptado en una reunión de cancilleres, la semana del 19 de septiembre, en Nueva York, donde se acordó reanudar este importante foro, después de suspenderse la Cumbre que debía realizarse a inicios de este año en Lima.

La celebración de la III Cumbre ASPA se encontraba inicialmente programada para el 12 y 16 de febrero del presente año en Lima, aunque fue postergada para abril y, finalmente, suspendida por los sucesos en el Medio Oriente.

“Se ha aprobado la propuesta peruana de que la cumbre se realice en Lima y se hará el próximo año, inmediatamente después de la celebración anual de la (próxima) Asamblea General de las Naciones Unidas en Nueva York”, dijo a la Agencia de Noticias Andina.

Roncagliolo reveló que en la reunión del Consejo Cancilleres de la ASPA en Nueva York, las autoridades árabes han expresado el gran interés por participar en el encuentro de Lima e invertir en la economía peruana.

“Los cancilleres árabes han manifestado su interés en invertir en Perú, lo dijeron durante la última reunión hace unos días y esperamos que asistan muchos jefes de Estado a esta nueva Cumbre”, subrayó.

El canciller peruano refirió que esta cita, en setiembre de 2012, será un espacio para que Suramérica y los Países Árabes fortalezcan también sus lazos comerciales y económicos, ante los efectos de una eventual recesión mundial.

Además, añadió Roncagliolo, permitirá posicionar a América del Sur como un bloque de desarrollo en la comunidad internacional.

“Esta cumbre es muy importante para todos, sobre todo en época de la crisis (externa) porque si somos capaces de mejorar las relaciones comerciales y de inversiones entre América del Sur y los países árabes, es una forma de responder a esa crisis”, añadió.

El Foro ASPA, creado en Brasilia en 2005, tiene como tarea principal el abordar temas de interés de ambas regiones e impulsar mecanismos que permitan desarrollar una efectiva cooperación entre América del Sur y el mundo árabe.

Egipto, Marruecos, Argelia, Libia y Túnez, son parte de la asociación, con los cuales el Perú mantiene vínculos diplomáticos y económicos a través de Embajadas peruanas en El Cairo, Rabat y Argel.

Además de Qatar, otros países que integran el ASPA y con los cuales el Perú también mantiene vínculos diplomáticas, son Arabia Saudita, Kuwait, Emiratos Árabes Unidos y Bahrein.