Quito. La oferta directa de venta de arroz o la posibilidad de un intercambio de alimentos por diésel son dos de las alternativas de comercialización que se analizan con Venezuela.

Las dos propuestas fueron dadas a conocer por el ministro de Agricultura, Rubén Flores, en un conversatorio en el que expresó que darán un plazo de quince días para que se concrete la demanda de Venezuela de 13 toneladas de arroz.

Explicó que este país, a través de su embajadora, Carol Delgado, presentó el requerimiento de arroz y otros seis productos, como leche, aceite de palma, carne de pollo, atún, entre otros.

Esta oferta ya fue entregada al equipo venezolano que deberá presentarlo a su gobierno, dijo Flores.

Flores manifestó que Venezuela también tiene ofertas de arroz de México y Colombia, por lo que se ha puesto un precio competitivo frente a estos dos países.

El segundo camino planteado, y que está en análisis, indicó, es que como se está interactuando con el Ministerio de Petróleo y Petroecuador, ante la demanda de diésel en ese país, poder intercambiar alimentos por este producto refinado de petróleo.

“Se planteó en términos de análisis, se ha conformado ya el equipo”, indicó.

El precio en esta negociación es de US$32 y la presentación en fundas de un kilogramo o en sacos de polipropileno de un quintal.

Flores manifestó que Venezuela también tiene ofertas de arroz de México y Colombia, por lo que se ha puesto un precio competitivo frente a estos dos países.

El producto que se vendería a Venezuela sería de la Empresa Pública Unidad de Almacenamiento (UNA), que cuenta con cerca de 30.000 toneladas de arroz en cáscara y 16.000 toneladas de arroz pilado.

Manifestó que no ha habido una política de comercialización. “No se puede seguir fomentando la siembra de cualquier cultivo si no se sabe a quién se va a vender...”, indicó.

Señaló que representantes arroceros han planteado que su ministerio recupere el liderazgo de la UNA, lo cual está siendo analizado por el presidente Lenín Moreno,

Según un comunicado de esta cartera, en el caso de la leche, la Sociedad Industrial Ganadera El Ordeño S.A. vendería al Ministerio del Poder Popular para la Alimentación de Venezuela cerca de mil toneladas de leche en polvo y más de 3 millones de kilogramos de leche entera UHT en tetrapack.