San Salvador. El presidente salvadoreño, Mauricio Funes, consideró este jueves que corresponde a un organismo centroamericano resolver una controversia comercial con Costa Rica, que ha pedido la integración de un grupo de arbitraje internacional.

Costa Rica pidió el pasado día 22 que un grupo arbitral dirima una diferencia comercial con El Salvador, en el marco del mecanismo de solución de controversias del Tratado de Libre Comercio entre Centroamérica, EE.UU. y República Dominicana (CAFTA-DR, por sus siglas en inglés).

Costa Rica abrió el proceso en septiembre pasado porque alega que las autoridades comerciales de El Salvador han interpretado que el tratamiento arancelario preferencial previsto en el CAFTA-DR aplica solo a las importaciones desde Estados Unidos y no para el resto de los países signatarios del acuerdo.

Funes declaró a los periodistas que el problema debería ser resuelto por la Secretaría de Integración Económica Centroamericana (SIECA), con sede en Guatemala, que es uno de los organismos de la integración regional.

La controversia con Costa Rica "es el tipo de diferencias que tienen que resolverse en los organismos competentes y para eso se crean los organismos regionales, justamente para eso", argumentó el presidente salvadoreño.

"En este caso es una diferencia que debería de resolverse a nivel del SIECA antes de pasar a un tribunal internacional", insistió.

El Ministerio de Comercio Exterior costarricense indicó el 22 de enero en un comunicado que, una vez establecido el grupo arbitral, presentará una demanda inicial por escrito, posteriormente se intercambiarán alegatos escritos, se realizarán audiencias y finalmente, se emitirá el informe del grupo arbitral.

Datos oficiales de Costa Rica indican que en 2012 sus exportaciones a El Salvador alcanzaron los US$305,1 millones, mientras las importaciones desde ese país los 221 millones de dólares.

En 2013, las exportaciones de El Salvador a Costa Rica sumaron unos US$229,2 millones y sus importaciones desde ese país US$282,8 millones, según el Banco Central de Reserva salvadoreño.