Buenos Aires. Argentina dijo este martes que sus exportaciones de aceite de soja tuvieron un alza interanual de 65,3% en junio, a 750.088 toneladas, pese a una disputa comercial con China que está afectando las ventas del país sudamericano.

Argentina es el principal proveedor mundial de aceite de soja, pero sus exportaciones se vieron muy perjudicadas desde fin de marzo por la restricción que China, el mayor comprador del producto, impuso a las importaciones del derivado.

Luego de que se disparara la disputa comercial, Argentina logró reubicar su mercadería en otros mercados, pero a un menor valor del que la vendía a China. Actualmente India es el principal comprador de aceite de soja de la nación sudamericana.

"Estos datos demuestran que las exportaciones de aceite de soja, uno de los principales productos de exportación, continúan creciendo de manera sostenida", señaló en un comunicado la Oficina Nacional de Control Comercial Agropecuario (Oncca).

En lo que va de julio, el gobierno ya aprobó la exportación de 612.096 toneladas de aceite de soja, 44% más que la mercadería embarcada en la totalidad de ese mes del año pasado, de acuerdo con la Oncca.

Las exportaciones del subproducto fueron de 505.322 toneladas en mayo de 2010, 20,8% por encima del nivel del mismo mes del año último.

Al trabar las importaciones, China argumentó que el aceite de soja de Argentina no cumplía con un estricto estándar de calidad, pero autoridades de los dos gobiernos reconocieron luego que la disputa comprende problemas comerciales más amplios.

El gigante asiático cerró su mercado al aceite de soja después de que Argentina restringiera las importaciones de algunos productos industriales chinos por dumping (competencia desleal de precios).