La Habana. España prepara hoy nuevas inversiones en Cuba como resultado de la visita realizada esta semana a la isla por una delegación comercial encabezada por el secretario de Comercio, Jaime García-Legaz.

"Las reuniones han tenido como objetivo identificar proyectos de inversión concretos en los que empresas españolas van a tener un papel protagonista",  dijo el funcionario en una concurrida rueda de prensa al finalizar el jueves su primera visita oficial a Cuba.

García-Legaz aseguró que en los próximos meses se podrían materializar inversiones de cadenas hoteleras españolas con el apoyo financiero de entidades, también españolas, para aprovechar los planes de desarrollo de la capacidad hotelera en la isla.

Cuba espera tener más de 85.500 capacidades hoteleras en 2020 a la altura de los estándares internacionales, dijo en septiembre último el ministro de Turismo (Mintur) de la isla, Manuel Marrero.

Las empresas españolas también tienen interés en sectores como el de las energías renovables, área en la que España es líder y que tiene mucho potencial en la isla en los casos de las referidas a la eólica y la fotovoltaica.

"Las empresas españolas en todos estos años de dificultades han querido permanecer y contribuir a la economía de la isla. (...) Son empresas que no tienen que demostrar nada, ya han demostrado capacidad durante mucho tiempo y cuentan con ese bagaje para poder acometer nuevas inversiones y dar satisfacción a los planes de inversión de la isla", subrayó García-Legaz.

España, que tiene más de 200 empresas asentadas en el país, desea también potenciar la relación institucional entre los dos gobiernos para que sea continua e intensa, según señaló el secretario de Comercio en un encuentro con la Asociación de Empresarios Españoles en Cuba (AEEC), única de su tipo en la isla.

"Esperamos que su visita contribuya al financiamiento del crédito que tanto necesitamos, máxime en estos momentos en que las nuevas circunstancias están incrementando en la isla posibilidades de negocio e inversión, y por tanto la necesidad de una cobertura de crédito", subrayó el presidente de la AEEC, Xulio Fontecha.

Cuba, que necesita unos 2.500 millones de dólares anuales para garantizar su crecimiento económico, aprobó hace un año una nueva ley de inversión extranjera y está construyendo la Zona Especial del Mariel, donde espera captar el interés de empresas de otros países.

La delegación que encabezó García-Legaz estaba integrada por representantes de 45 empresas y el vicepresidente de la patronal Confederación Española de Organizaciones Empresariales, Joaquim Gay; el titular de la Compañía Española de Seguros de Crédito a la Exportación, Alvaro Bustamante; y el vicepresidente de la Cámara de Comercio, Modesto Piñeiro.

La presidenta de la Cámara de Comercio de Cuba, Odalys Seijo, destacó la necesidad de seguir trabajando para diversificar la relación comercial entre Cuba y España, ya que el intercambio entre ambos países disminuyó en el 2014 en un 16 por ciento respecto al año anterior.

Durante su estancia en la isla, García-Legaz se reunió con el ministro cubano de Comercio Exterior y la Inversión Extranjera, Rodrigo Malmierca y con el vicepresidente, Ricardo Cabrisas.

El secretario de Estado también se entrevistó con los ministros de Turismo, Manuel Marrero; Industria, Salvador Pardo; Construcción, René Mesa; y Energía y Minas, Alfredo López.

De acuerdo con datos oficiales, España es el tercer socio comercial de Cuba, después de Venezuela y China, pero ocupa el primer lugar entre los mercados que más invierten en la isla, con una amplia presencia en el turismo mediante unos 60 contratos de administración hotelera.