Washington. China y Estados Unidos emitieron este sábado una declaración conjunta sobre sus consultas económicas y comerciales, prometiendo no iniciar una guerra comercial mutua.

Con base en las directrices del presidente chino Xi Jinping y del presidente estadounidense Donald Trump, las delegaciones de los dos países llevaron a cabo constructivas consultas sobre los asuntos comerciales este jueves y viernes, señaló la declaración.

Las dos partes acordaron tomar medidas efectivas para disminuir sustancialmente el déficit comercial de Estados Unidos con China.

China incrementará significativamente su compra de bienes y servicios de Estados Unidos para cumplir las necesidades de consumo del pueblo chino e impulsar el desarrollo económico de alta calidad de China, lo cual a su vez apoyará el desarrollo económico y el empleo de Estados Unidos, dijo la declaración.

Las dos naciones acordaron incrementar significativamente la exportación de productos agrícolas y de energía de Estados Unidos. Estados Unidos enviará una delegación a China para más consultas.

Las dos naciones acordaron mantener contactos de alto nivel al respecto y buscar activamente resolver sus preocupaciones económicas y comerciales.

Las dos partes conversaron sobre la expansión del comercio de bienes manufacturados y servicios, y lograron consensos para crear condiciones favorables para incrementar el comercio en esas áreas.

La declaración mencionó que las dos partes valoran altamente la protección de la propiedad intelectual y acordaron promover la cooperación en este sentido.

China promoverá la revisión de leyes y regulaciones pertinentes incluyendo la Ley de Patentes, dijo la declaración.

Las dos partes acordaron también alentar la inversión bilateral, y se comprometieron a crear un ambiente de negocios para la justa competencia.

Las dos naciones acordaron mantener contactos de alto nivel al respecto y buscar activamente resolver sus preocupaciones económicas y comerciales.

La delegación china estuvo encabezada por el enviado especial de Xi y vicepremier, Liu He, mientras los funcionarios estadounidenses incluyeron al secretario del Tesoro, Steven Mnuchin, el secretario de Comercio, Wilbur Ross y el representante comercial Robert Lighthizer.

Liu llegó a Washington el martes por la tarde para participar en las consultas económicas y comerciales con la delegación de Estados Unidos a invitación del gobierno estadounidense.

Liu, también miembro del Buró Político del Comité Central del Partido Comunista de China (PCCh) y jefe de la parte china del diálogo económico integral China-EEUU, encabezó la delegación cuyos miembros provienen de los principales sectores económicos del gobierno chino.