El Observador de Uruguay. Las solicitudes de exportación -incluyendo zonas francas- totalizaron US$869 millones en mayo 2018, lo que implicó una leve caída de 0,8% respecto al mismo mes del año anterior.

Esto se explica fundamentalmente por el comportamiento negativo de las exportaciones de soja, que no lograron ser compensadas por los aumentos de la celulosa, la madera y sus productos, la malta y la carne bovina, según informó este viernes el Instituto Uruguay XXI.

La agricultura uruguaya acaba de cerrar una de las peores zafras de la oleaginosa de los últimos años como consecuencia del déficit de lluvias que tuvo el país durante gran parte del verano.

En el acumulado del año, las ventas al exterior alcanzaron U$S3.783 millones, 8,4% por encima del mismo período de 2017. En particular, se destaca el desempeño de las exportaciones desde zonas francas, que vienen mostrando un mayor dinamismo exportador, y en el acumulado del año registraron una expansión del 15% en relación interanual.

De hecho, sin considerar las ventas al exterior de los exclaves aduaneros que tiene Uruguay, las colocaciones cayeron 4,5% en mayo, mientras que en acumulado enero-mayo se expandieron 5,8%. Las exportaciones sin zonas francas ya habían descendido en abril, luego de cerrar un primer trimestre con saldo positivo.

Por bienes. De acuerdo a la información oficial, las ventas externas de soja totalizaron US$152 millones en mayo, 33% menos en términos interanuales. Esta caída mensual se explica en su totalidad por los menores volúmenes exportados, que fueron 39% inferiores a mayo 2017, lo que representa 246 mil toneladas menos. Por su parte, los precios mostraron una recuperación de 9% interanual.

En la vereda de enfrente, las ventas de celulosa alcanzaron US$139 millones, un 55% superiores a mayo del año pasado. Este incremento se explica en mayor medida por la evolución del precio de la celulosa, que ha registrado un importante crecimiento en los últimos meses, según Uruguay XXI.

En el acumulado del año, las ventas aumentaron un 39% en relación a 2017. En tanto, las exportaciones de madera y subproductos llevan 14 meses ininterrumpidos de crecimiento interanual. En particular, en mayo el monto exportado fue de US$43 millones, lo que implicó 68% de incremento respecto a igual mes de 2017.

En el caso de la carne vacuna, las ventas aumentaron 8% interanual en mayo, a US$144 millones. El crecimiento se debió en su totalidad a la suba de 15% en los precios de exportación, que contrarrestó la caída de 6% experimentada en los volúmenes.

En el acumulado del año, la carne bovina es el principal producto exportado del país por montos que alcanzan los US$711 millones, un 15% superiores a igual período del año anterior.

China sigue líder. En mayo, China se mantuvo como el principal destino con colocaciones por US$183 millones y una participación del 24%. Estos datos que presenta Uruguay XXI no contemplan las colaciones desde zonas francas, por lo que su participación es aún mayor. Esto porque la potencia asiática es uno de los principales destino de la celulosa que colocan las dos plantas que están instaladas en el país (UPM y Montes del Plata).

Por otro lado, Brasil se ubicó en segundo lugar con una cuotaparte del 11% y ventas por US$87 millones, lo que implicó un descenso interanual del 12% frente a igual mes del año pasado. Los productos que tuvieron mayor impacto negativo en las exportaciones hacia ese destino fueron los productos lácteos y el arroz que registraron caídas de 18% y 6%, respectivamente.