Montevideo. La gremial de exportadores del Uruguay (Unión de Exportadores, UEU) pidieron al gobierno que adopte medidas para frenar el proceso de desaceleración de los envíos, que en 2014 aumentaron apenas un 0,3%.

"Prácticamente cerramos en los mismos números del año pasado y con un segundo semestre con marcada caída en particular en la región", aseguró Álvaro Queijo, presidente de la UEU, citado hoy por el diario local El País.

La expectativa para este año también es "de caída y sinceramente nos preocupa porque eso genera pérdida de fuentes de trabajo que es algo que no queremos", agregó.

Para la UEU, el sector sufre una pérdida de competitividad.

"(El exportador) No puede salir a competir al mundo con la mochila pesada de los costos del país y la poca competitividad", advirtió Queijo.

En ese sentido, reclaman un descenso de la tarifa energética.

El representante de la UEU recuerda que "el año pasado hubo un muy buen nivel de lluvias; eso perfectamente podría ameritarlo", aludiendo a los altos niveles de producción hidroeléctrica.

Por otra parte, la gremial pide que el gobierno les rebaje los aportes patronales.

Con un aumento de 0,3% a lo largo de 2014, las exportaciones uruguayas totalizaron US$9.184 millones americanos y lograron un nuevo récord.

Si bien completaron un quinquenio expansivo, los últimos datos muestran una fuerte desaceleración del ritmo de avance frente a 2013 (+4,8%) y 2012 (+9%).