Observa.com.uy En la Rendición de Cuentas se incluyó un artículo que obliga a pagar un mínimo de 13 jornales mensuales a trabajadores portuarios aunque trabajen menos días. Sectores productivos advierten que si ese artículo no es suprimido o modificado disparará los costos laborales y generará pérdida de puestos de trabajo.

En el texto se indica que "las empresas prestadoras de servicios en depósitos portuarios o extraportuarios y en muelles y explanadas deberán mantener una dotación de personal estable suficiente para asegurar los requerimientos básicos de su actividad, garantizándole a dicho personal un mínimo de 13 jornales". Con ese esquema, dice el texto, se asegura la inclusión de los trabajadores al Fondo Nacional de Salud. 

El 8 de setiembre el Centro de Navegación (Cennave) concurrió a la comisión de Presupuesto integrada con Hacienda del Senado y ya en esa instancia marcó la preocupación de las empresas portuarias ante la decisión. En esa reunión, hubo sorpresa en algunos legisladores oficialistas por el impacto que esa modificación podían generar en los costos de las empresas y mostraron su intención de modificar el artículo. Uno de los ejemplos más claros que muestran los empleadores es que si un obrero trabaja el último día de un mes y el primero del siguiente, de tomarse en cuenta la obligatoriedad de pagar 13 jornales, cobraría por 26 días habiendo cumplido labores en dos.

El jueves pasado la comisión de Hacienda del Senado recibió a varias delegaciones industriales y de la actividad portuaria para discutir sobre lo propuesto en el artículo 116 de la Rendición de Cuentas. La representante de la Unión de Exportadores, Margarita Varela, explicó a los senadores que la aplicación del artículo generará –a partir del 1° de enero cuando comience a regir la nueva Rendición de Cuentas– un cambio de las reglas de juego a los exportadores, ya que los negocios de venta al exterior de productos a granos como el arroz, la madera o la pesca, se pactan a mediano y largo plazo. "Por tanto, esto impacta en medio de negocios ya concretados y tiene como consecuencia un aumento de costos que por dificultades de competitividad no es posible que la cadena los absorba", dijo Varela.

En ese sentido, agregó que "tal como fue aprobado el artículo es prácticamente imposible calcular cuánto le terminará costando al exportador poner arriba de un barco una carga determinada".

Arroz y pescado. Por su parte, el directivo de la Gremial de Molinos Arroceros, Jaime Cardozo, fue contundente. Expuso que "maximizando las posibilidades de que esto entre en vigencia, señalo que una tonelada de arroz cargada en bolsas de 50 kilos en un barco de 30 mil toneladas está en el orden de US$ 18 por tonelada. Si esto entra en vigencia, maximizando las consecuencias, puede llegar a costar US$ 320 por tonelada", estimó.

Luego habló el representante de la Cámara de Armadores Pesqueros, Ricardo Piñeiro. Indicó que la puesta en práctica del artículo afectará profundamente al sector pesquero que atraviesa desde hace años una "grave crisis". Añadió que con su aplicación "los costos de carga y descarga pasarían a ser de 70% a 120% más de lo que se está pagando hoy".

Por eso, sostuvo que "obligaría a hacer una reestructura en el área de carga y descarga (de pescado) con lo cual se perdería el 80% de la fuente de trabajo. Quería plantear esto porque estamos muy preocupados por este tema".

Cennave sugiere solución. El presidente del Cennave, Alejandro González, dijo a los legisladores que "si de cobertura mutual se trata las empresas hacen sus aportes y los trabajadores hacen los suyos. Si un trabajador no tiene cobertura mutual no es porque no existan aportes patronales y personales; lo hemos hablado con el Directorio del Banco de Previsión Social hasta el hartazgo", afirmó.

Uno de los argumentos para redactar el artículo es que a los trabajadores jornaleros o zafrales del puerto no se les permite acumular jornadas de trabajo (y aportar a la seguridad social) cuando las realizan para diferentes empresas. Sin embargo, ya existen antecedentes en el Banco de Previsión Social para modificar la situación y que los trabajadores acumulen jornadas y tengan cobertura mutual.

Hay dos requisitos para acceder al Fonasa, según consta en la ley que lo creó en 2007. Tener un mínimo de 13 jornales al mes o percibir el equivalente a 1,25 Base de Prestaciones y Contribuciones (BPC) que actualmente es de $ 4.514. Un sistema que aplica el BPS para el servicio doméstico y para la construcción permite la acumulación de jornales y podría extenderse a los trabajadores portuarios que de esa manera superarían con dos o tres días de trabajo el requisito de la 1,25 BPC necesaria para tener la cobertura médica.