Lima. A pocos días de cumplirse cinco años de vigencia del acuerdo comercial entre el Perú y la Unión Europea, un grupo de legisladores de ese bloque visitó el país para conocer y afianzar la relación bilateral en diversos campos como las inversiones.

El presidente del Comité de Comercio Internacional del Parlamento Europeo, Bernd Lange, llegó a Lima acompañado por un grupo de seis colegas para una visita de dos días, en los cuales sostuvo encuentros con diversas autoridades locales para tratar el referido acuerdo.

Este 1 de marzo se cumplirán cinco años de vigencia del acuerdo comercial entre el Perú y la Unión Europa (UE), una relación beneficiosa para ambas partes, sobre todo para nuestro país.

En el 2017, el saldo de la balanza comercial con la UE fue superavitaria para el Perú en US$1.616 millones, se exportaron US$6.485 millones y se importó US$4.868 millones, de acuerdo con las estadísticas de la Asociación de Exportadores (Adex). 

Desempeño. Lange dijo que la UE ve con agrado el desempeño de los indicadores macroeconómicos del Perú, después de analizar la evolución de nuestra economía en comparación con otras de la región.

“Veo un aceptable y buen crecimiento en los últimos años. Un país en vías de desarrollo necesita una alta tasa de incremento del producto bruto interno (PBI) para crear nuevos empleos y posibilidades de inversión, creo que el Perú está en ese camino”, declaró Bernd Lange al Diario Oficial El Peruano.

En el 2017, el saldo de la balanza comercial con la UE fue superavitaria para el Perú en US$1.616 millones, se exportaron US$6.485 millones y se importó US$4.868 millones, según datos de la Adex.

Asimismo, comentó que a pesar de la crisis que azotó al mundo en los últimos años, el desempeño de la economía peruana “fue mejor que el de otras naciones”.

Por otro lado, refirió que la relación comercial entre Perú y la UE, con preferencias arancelarias, data desde 1990 con un régimen especial que incluía a los países de la Comunidad Andina. Este sistema evolucionó al “Régimen especial de estímulo del desarrollo sostenible y la gobernanza” (SGP-Plus), que se aplicaba desde julio de 2005, aunque tenía algunas limitaciones.

Es así que tras varias negociaciones el 1 de marzo del 2013 entró en vigencia el acuerdo comercial bilateral, que es más completo y favorable para el libre comercio entre ambas partes.

Alianza favorable. Al respecto, Lange destacó esta alianza. “Lo primero que debo decir es que el acuerdo es bastante bueno y mejor que el que tenemos con otros socios comerciales. Sé que con el más grande, China, tienen déficit comercial, pero con la UE tienen superávit y eso es un gran beneficio”.

“Para seguir avanzando tenemos una diversidad de productos que podemos intercambiar y no solo se trata de commodities, sino también de otros productos”, agrega.

 

Lange afirmó que los productos que tienen más potencial para que el Perú exporte a la UE son “sin lugar a dudas”, los alimentos y productos agrícolas como el café, cacao, bananas, y el chocolate, pero también los productos pesqueros.

“Es claro que el mercado europeo ofrece oportunidad al Perú para los productos agrícolas, servicios y una variedad de bienes, también commodities, aunque estos últimos son un ejercicio muy riesgoso por la oscilación de sus cotizaciones internacionales”, dijo.

También resaltó que el Perú es un buen lugar para la inversión privada extranjera. “En principio sí es un buen destino, porque es un país estable, con un sistema democrático. El Perú es un hub para la inversión europea hacia los países latinoamericanos”.

Respecto a los sectores en los que las empresas de la Unión Europea estarían interesadas por invertir en el Perú, Lange afirmó que están referidos a la tecnología e infraestructura.

“En servicios de digitalización, tecnologías de la comunicación y todo lo que sea para modernizar su economía y entregar servicios a los mercados internacionales”, resaltó.

Aseveró que también atraen la atención los proyectos de infraestructura como los caminos y puentes. “Eso es importante para impulsar el desarrollo a las áreas pobres del Perú”.

Comercio diversificado. Los principales mercados de la Unión Europea para el Perú en el 2017 fueron España (28.53%), Países Bajos (16.65%), Alemania (14.39%), Reino Unido (10.89%), Italia (8.69%), Bélgica (7.93%) Bulgaria (4.5%) Francia (3.69%), Dinamarca (1.3%), entre otros.

Asimismo, los principales productos peruanos exportados al bloque europeo en el mismo año fueron cobre y sus concentrados, gas natural y licuado, zinc y sus concentrados, café sin descafeinar y sin tostar, oro, paltas, cátodos de cobre refinado, estaño, arándanos rojos, zinc sin alear, uvas, espárragos, cacao, mangos, bananos, entre otros.