Lima. Perú adoptará medidas adicionales para ayudar a sus exportadores si la crisis económica internacional que afecta al mundo sigue perjudicando sus envíos de materias primas a los países desarrollados, dijo este martes el ministro de Economía peruano, Luis Miguel Castilla.

Hace tres meses el gobierno ya estableció un conjunto de medidas para contener los efectos de la crisis mundial, luego de que en abril registró su primer déficit comercial mensual en más de tres años, ante una menor demanda de Estados Unidos, China y Europa.

"Si hubiese un problema más agudizado habrían otros instrumentos a utilizar", dijo Castilla, antes de la presentación de una cartera de proyectos de inversión de Perú a los países árabes en una cumbre junto con líderes de América del Sur (ASPA) en Lima.

Castilla no ofreció detalles sobre las medidas que está considerando el gobierno.

Las exportaciones peruanas se desplomaron en agosto un 25%, en comparación al mismo mes del año anterior, a US$3.478 millones, según cifras de la empresarial Asociación de Exportadores de Perú (ADEX).

Con este resultado, el sector exportador acumula una caída de 5% en lo que va del año, principalmente por una fuerte desaceleración de sus envíos de materias primas a los países desarrollados y ante los menores precios internacionales.

Castilla dijo que el gobierno peruano mantiene sus previsiones de crecimiento para este y el próximo año, pese a que el Fondo Monetario Internacional anunció que reducirá sus previsiones de expansión de la economía global.

"Mantenemos una tasa de crecimiento del 6% (para el 2013) y este año vamos a crecer entorno al 6% y quizá un poco más, esto evidentemente depende de cómo se vayan dando los temas en Europa, Estados Unidos y China", precisó.

En el marco del ASPA, el gobierno peruano firmó un acuerdo de cooperación económica con seis países del Golfo, para estudiar la factibilidad de un Tratado de Libre Comercio, una clara intención del país sudamericano de diversificar sus destinos de exportación.