Lima, Andina. La creación de un banco de inversión birregional y la creación de una secretaría general del foro América del Sur – Países Árabes (ASPA), fueron algunos de los aspectos que debatieron este lunes los cancilleres de ambas regiones que trabajan en la redacción final de la Declaración de Lima.

La propuesta del banco fue hecha por la delegación de Líbano durante el Consejo de Ministros de Relaciones Exteriores, iniciado esta mañana en el Museo de la Nación, sede de las reuniones de la III Cumbre de ASPA.

La entidad financiera internacional abarcaría a los bancos de todos los países integrantes de estos bloques, de acuerdo a la propuesta.

El canciller de Brasil, Antonio Patriota, consideró importante la iniciativa y propuso que el tema sea discutido con mayor amplitud en la reunión de ministros de Hacienda que se realizará en Santa Cruz, en Bolivia.

El Líbano también propuso que se instaure dentro de ASPA una Secretaría General; figura similar a la existente en otros organismos supranacionales, como las Naciones Unidas, para lo cual ofreció prestar la infraestructura necesaria.

Dicha dependencia –permitiría “profundizar el trabajo de integración” entre la Liga de Estados Árabes y los países de Unasur, se explicó.

Con ese mismo fin, la delegación de Marruecos propuso desarrollar vínculos entre los parlamentos de ambos bloques.

El argumento desarrollado por su representante se centró en la necesidad de establecer puntos en común entre organismos que, finalmente, tendrán que generar mediante leyes la creación de programas y organismos de integración dentro del contexto de ASPA.

Bahrein, a su vez, planteó realizar una reunión de cancilleres en el año 2013, previa a la siguiente cumbre ASPA de jefes de gobierno, con el objetivo de ir desarrollando temas de interés mutuo.

Brasil y Argentina, entre otras delegaciones, respaldaron esta posibilidad.

El representante argentino, por su parte, planteó colocar un párrafo en el capítulo sobre ciencia, tecnología e innovación en el que se establezca la necesidad de cooperar activamente en estos ámbitos.

El delegado de Argelia lanzó la idea de establecer “una red de escuelas diplomáticas” con el fin de “intercambiar información y colaboración.

Tomando como base esa sugerencia, el representante de Túnez propuso crear una universidad “mixta” árabe-sudamericana, de carácter bilingüe, ofreciendo para ello la sede correspondiente.

Otro tema que quedó pendiente fue el de ajustar el texto de la Declaración de Lima correspondiente al diferendo por las islas de Abu Musa, Tonb Mayor y Tonb Menor, que Emiratos Árabes Unidos reclama a Irán, que mantiene el control de dichos territorios.

Durante el debate, luego de que los representantes de Ecuador y Venezuela se refirieran a este caso, aludiendo al tema de la soberanía de las islas Malvinas, actualmente en manos de Gran Bretaña, el representante argentino intervino para aclarar que este último es un problema vinculado “a la resolución de un tema colonial”, mientras que el de las islas árabes tiene carácter bilateral.

De acuerdo a la programación establecida, la reunión de cancilleres se reanudará a las 15.30 horas y se prolongará durante otras tres horas.