Buenos Aires. El presidente de Argentina, Mauricio Macri, inicia este domingo una gira internacional por Rusia, Suiza y Francia en la que participará en el Foro Económico de Davos y se reunirá con altos mandatarios con la finalidad de atraer inversiones al país austral y potenciar un acercamiento comercial y político con Europa.

El mandatario llegará este lunes 22 de enero a Moscú. El día siguiente, se reunirá con representantes de empresas rusas de distintos sectores -como el bancario, el de la energía nuclear o el de los fertilizantes-, acudirá a la inauguración de la plaza República Argentina junto a su esposa, Juliana Awada, y realizará una ofrenda floral al monumento al Soldado Desconocido, dedicado a los combatientes caídos en la Segunda Guerra Mundial.

Por último, llegará el esperado encuentro con su homólogo ruso, Vladimir Putin, en el Palacio del Kremlin, en el que abordarán varios asuntos de la agenda bilateral e internacional con la presencia de autoridades políticas de ambos países. Tras el encuentro, ambas comitivas realizarán un almuerzo y, posteriormente, los mandatarios ofrecerán una rueda de prensa.

En la tarde del martes, Macri se trasladará a Zúrich y, desde allí, el día siguiente volará en helicóptero a Davos para participar en el Foro Económico Mundial, que se celebra anualmente en la localidad suiza, como presidente del G20. Durante su visita a la ciudad, se verá con varios empresarios, entre los que destaca el director ejecutivo de Microsoft, Bill Gates.

El último destino del jefe del Ejecutivo argentino será París, donde el 26 de enero arrancará su actividad con un desayuno de trabajo con directivos que integran el Movimiento de Empresas de Francia. No será hasta la tarde cuando se encuentre con el presidente francés, Emmanuel Macron, en el Palacio del Elíseo, tras lo que habrá una conferencia de prensa, y, por la noche, ambos mandatarios y sus esposas cenarán juntos.

El sábado 27 de enero, último día de la gira europea, Macri se verá con la alcaldesa de París, Ana Hidalgo, en la sede del Gobierno local, con lo que dará por finalizada su visita y, ese mismo día por la noche, emprenderá su regreso a Buenos Aires.