Las exportaciones peruanas no tradicionales presentaron un crecimiento promedio anual de 15% desde la puesta en vigencia del Tratado de Libre Comercio con Corea del Sur en agosto del 2011, informó la Asociación de Exportadores (Adex).

Precisó que los subsectores que crecieron más desde agosto del 2011 fueron el químico (41%), agropecuario y agroindustrial (40%), minería no metálica (25%), maderas (16%) y textiles (10%). 

La pesca lo hizo en 7% y las confecciones 5%. La siderometalurgia mantuvo sus cifras de exportación y la metalmecánico se contrajo en -22%.

Según el Sistema de Inteligencia Adex Data Trade, los principales productos con valor agregado que se despacharon a Corea del Sur son la pota, uvas frescas, mangos, filetes de pescado, hilados de pelo fino de alpaca, langostinos, pelo fino de alpaca, entre otros.

Según el Sistema de Inteligencia Adex Data Trade, los principales productos con valor agregado que se despacharon a Corea del Sur son la pota, uvas frescas, mangos, filetes de pescado, hilados de pelo fino de alpaca, langostinos, pelo fino de alpaca, entre otros.  

La balanza comercial entre ambos países es equilibrada. En el 2016 hubo un superávit a favor del Perú, pues mientras las exportaciones a Corea del Sur llegaron a US$1.393 millones, las importaciones ascendieron a US$1.207 millones.

Desafíos. No obstante, el presidente de Adex, Juan Varilias, dijo que el mercado de Corea aún representa un desafío para la oferta con valor agregado, en la que resalta la agroindustria y la pesca.

Detalló que el 11,5% del total exportado es de productos no tradicionales, a los que se deben sumar de otros sectores, por ese motivo, consideró importante desarrollar una nueva agenda de trabajo que nos permita obtener mejores resultados a los logrados hasta ahora.

“Si realizamos una clasificación de los productos por uso, podemos señalar que el Perú tiene un superávit en lo que corresponde a bienes intermedios, mientras que en bienes de consumo y bienes de capital tiene un déficit”, comentó.

Cadenas de valor. Varilias, quien también es presidente del Consejo Empresarial Perú-Corea, añadió que esos resultados invitan a pensar en la posibilidad de construir cadenas globales de valor, mediante las cuales recibamos inversión y tecnología para convertirnos en socios de la competitividad de la industria coreana.

De las 290 empresas que actualmente exportan a Corea del Sur, el 14% son grandes compañías que concentran el 94% del total de los despachos, mientras que el otro 86% son pequeñas y medianas empresa que concentran apenas el 6% restante.

“Sin restarle mérito a la gran empresa, nos interesa de sobremanera que las pymes peruanas tengan un mejor desempeño en ese destino”, añadió.