A seis años de la vigencia del Tratado de Libre Comercio (TLC) entre Guatemala y Estados Unidos, se ha generado un incremento del comercio intrarregional, según el consultor Carlos Roberto Pérez, de la firma Akianco.

El experto, que efectuó un estudio para la Cámara de Comercio Guatemalteco Americana (AmCham), citó que en promedio las exportaciones de la región han mejorado del 5% al 11%, con la vigencia del instrumento comercial, y para el caso de Guatemala el aumento es del 82% hacia EE. UU.

“Guatemala ha aprovechado ese comercio intrarregional para surtir de materias primas y otros bienes industriales a la Región”, indicó Pérez.

Mencionó como ejemplo a la industria de vestuario y textil, manufacturera y química, que venden a países de la Región, y a su vez exportan a los EE. UU.

“Si se trabaja en la unión aduanera, el comercio intrarregional del país podría hasta duplicarse con la eliminación de esos obstáculos”, refirió.

Pérez agregó que con la unión aduanera se tendría una libre circulación de bienes, independientemente de su origen, que se importen del resto del mundo, luego de la nacionalización en cualquier parte de los países que formen parte de la integración.

Según el Sistema Arancelario Centroamericano (SAC), se han armonizado seis mil 476 partidas arancelarias —productos—, lo que representa el 95,7% del total. El restante 4,3% son 290 posiciones arancelarias, que representan 184 productos agrícolas y 106 productos industriales.