Washington. Las ventas minoristas en Estados Unidos registraron una inesperada caída en mayo, debido a que los consumidores redujeron sus gastos en artículos que iban desde automóviles hasta indumentaria, lo que constituye un revés para la recuperación económica del país.

Las ventas minoristas descendieron 1,2% en mayo, informó el viernes el Departamento de Comercio.

La proyección de los economistas consultados por Dow Jones Newswires era, en promedio, de un ascenso de 0,2% para el mes pasado.

La caída fue la mayor -y la primera- desde septiembre de 2009, cuando las ventas se redujeron 2,2%.

Las ventas crecieron en abril 0,6%, frente a la estimación inicial de un ascenso de 0,4%. Sobre una base interanual, las ventas aumentaron 6,9%.