Brasilia. El déficit de la cuenta corriente de Brasil aumentó en octubre debido a que la apreciación de la moneda local incrementó el consumo en el exterior y abarató la importación de productos para satisfacer la alta demanda interna.

Brasil anotó un déficit en su cuenta corriente de US$3.700 millones en octubre, frente a un saldo negativo de US$3.000 millones en igual mes del 2009, dijo el martes el Banco Central.

Se esperaba que el país anotara un déficit de US$3.725 millones, según la mediana de las previsiones de 12 economistas consultados por Reuters. Las estimaciones para el déficit oscilaron entre US$2.400 y US$4.400 millones.

En 12 meses hasta octubre, el déficit de la cuenta corriente fue equivalente al 2,43% del Producto Interno Bruto (PIB), frente un 2,4% a septiembre, mostraron los datos del Banco Central.

La mayor economía de Latinoamérica atrajo US$6.770 millones en inversión extranjera directa el mes pasado, añadió la entidad.

La moneda de Brasil, el real, está lejos de sus máximos del año, pero aún así se ha valorizado un 4,4% contra el dólar desde fines de junio, pese a las medidas adoptadas por el gobierno para contener el alza de la moneda local.