Washington. Estados Unidos quiere que los líderes financieros del G-20 adopten un claro compromiso de facilitar y no impedir la apreciación de los tipos de cambio generada por el mercado, dijo este miércoles un alto funcionario del Tesoro.

Comentó, además, que discutir las metas de cuenta corriente podría ser un medio para hacerlo.

"Es algo que pensamos que será lo medular de nuestras conversaciones este fin de semana y mirando hacia adelante, es cómo el G-20 puede jugar un rol efectivo en ayudar a asegurar la cooperación en estos temas cambiarios y estos temas de sustentabilidad externa que son materias inherentes a la cooperación multilateral", dijo el funcionario.

El secretario del Tesoro, Timothy Geithner, parte este miércoles a reunirse con ministros de Finanzas y gobernadores de bancos centrales del G-20 en Gyeongju, Corea del Sur.

Se prevé que nuevamente en este encuentro las tensiones cambiarias globales ocupen un lugar destacado, dado que varios países están tomando medidas para frenar el avance de sus monedas.

"De acuerdo a lo que pensamos, sería adecuado e importante en esta coyuntura que dentro del G-20 surja un claro compromiso de cooperar para facilitar y no impedir ajustes ordenados de la cuenta corriente", sostuvo.

Y, agregó el funcionario, "en cuanto a los superávits comerciales de los mercados emergentes, facilitar y no impedir la apreciación de las monedas en respuesta a las fuerzas del mercado, mientras se trabaja en reducir los riesgos de la volatilidad de los capitales".