Ciudad de México.- Ante la iniciativa de descentralizar las dependencias de gobierno y mudarlas a diferentes estados del país, propuesta por el virtual presidente electo, Andrés Manuel López Obrador se ha creado una ola de dudas por parte de muchos que critican la idea.

Sin embargo, según expertos, ayudará al despegue y desarrollo económicos de ciertas ciudades del país, pues provocará un “boom” inmobiliario y nuevos servicios públicos.

El Instituto Mexicano de Contadores Públicos (IMCP) dijo que este proyecto tendrá un impacto en la recaudación tanto de la Ciudad de México como del Estado de México, por lo cual el nuevo gobierno debe estimarlo.

Durante la rueda de prensa mensual del organismo, el vicepresidente fiscal del IMCP, Mario Morales López, consideró que este plan también implicará inversiones por concretarse e incrementará la recaudación en los estados receptores.

Ante la posible pérdida recaudatoria que significaría para la capital del país, actual sede de los Poderes de la Unión, la descentralización de las dependencias públicas, planteó llevar a cabo una compensación para la Ciudad de México a través del Presupuesto de 2019.

Los planteamientos en materia fiscal hechos por el virtual presidente electo son viables en su “Plan de Nación 2018-2024”, como la de crear una zona especial en la frontera con Estados Unidos, donde el Impuesto sobre la Renta (ISR) sea de 20 por ciento y una tasa del Impuesto al Valor Agregado (IVA) de 8,0%, junto con otras medidas para impulsar el desarrollo de esa zona.

El experto calificó como positivas, las propuestas simplificar el pago de impuestos y otorgar estímulos fiscales para sectores específicos, entre ellos a empresarios que inviertan en energías renovables, vehículos eléctricos urbanos, exhibidores de cine nacional o la creación de centros deportivos.

No obstante, dijo, el IMCP considera que también debiera incluirse dentro de estos estímulos el correspondiente a la deducción acelerada de inversiones productivas, principalmente en maquinaria y herramientas, ya que este incentivo aplicaría transversalmente a todas las industrias el país.

Por su parte, el presidente nacional del IMCP, José Besil Bardawil, estimó que la institución cuenta con la experiencia y la infraestructura en todo el país para coadyuvar de forma directa con el gobierno que presidirá López Obrador para llevar a cabo el Plan de Nación 2018-2024.

Para ello, informó que el IMCP ya buscó un acercamiento con López Obrador y el nominado futuro secretario de Hacienda Carlos Urzúa, y está en espera de la toma de protesta de quienes integrarán las cámaras de Diputados y Senadores para trabajar con las comisiones en la materia.