Las acciones de Apple caían más de un 4% este jueves antes de la apertura del mercado regular y un día después de que su popular presidente ejecutivo, Steve Jobs, renunció y dejó a cargo a Tim Cook, su más cercano colaborador.

La renuncia suscitó rumores de que su salud se ha deteriorado. Jobs ha sobrevivido a un extraño cáncer de páncreas.

"Si bien la noticia puede pesar sobre las acciones en el corto plazo, creo que el modelo de negocio de la compañía está hecho para durar, que se apoya en un estilo de vivir la tecnología que otros rivales aún tienen que desafiar", dijo J.P. Morgan en una nota de investigación enviada a clientes.

La correduría dijo que la noticia crearía un interesante momento para la entrada la inversores que buscan una exposición mayor a la acción de Apple y reiteró su recomendación de "sobreponderar" la acción.

Los títulos de la empresa, que tiene su sede en California, caían a 360 dólares antes de la apertura del mercado, tras cerrar en US$376 este miércoles.