Londres. Las acciones europeas cayeron este martes porque UBS reportó una pérdida de su unidad de banca de inversión y debido a una baja en los precios de las viviendas en Estados Unidos, que sembró dudas sobre la fortaleza de la recuperación económica.

Sin embargo, ese dato incrementaba la probabilidad de que la Reserva Federal anuncie estímulos monetarios.

El índice FTSEurofirst 300 de las principales bolsas europeas cerró con una caída del 0,2% hasta los 1.089,98 puntos, después de que este lunes subieron un 0,3% hasta un máximo de casi seis meses.

El índice de referencia europeo ha subido más de un 69% desde un mínimo histórico de marzo del 2009, dado que varios países salieron de la recesión, ayudados por los estímulos fiscales.

"A medida que nos acercamos a la próxima semana y al probable anuncio de una mayor expansión cuantitativa, es posible que el mercado se tome una pausa", dijo Bill Dinning, jefe de estrategia en Aegon Asset Management.

El mayor banco suizo UBS estuvo entre los valores que más perdieron, con una caída del 5%, tras anunciar que su unidad de banca de inversión tuvo pérdidas durante el tercer trimestre.

Las bajas de las acciones de empresas de recursos básicos, que pesan fuertemente en el mercado, también puso presión. Los títulos de la mayor acería del mundo ArcelorMittal perdieron un 5%, porque pronosticó un cuarto trimestre más débil de lo esperado por causa de la débil demanda y por costos más altos de las materias primas.

Los acciones de las siderúrgicas ThyssenKrupp y Salzgitter, perdieron un 2,7% y un 4,4%, respectivamente.

Las mineras también cayeron, dado que la fortaleza del dólar perjudicó a los precios de los metales. Los títulos de Anglo American y Rio Tinto perdieron un 1,7% y un 1,2%, respectivamente.

Los precios de las viviendas unifamiliares de Estados Unidos cayeron en agosto, cerca de sus mínimos recientes, porque expiró un popular crédito tributario para la compra de viviendas, según un informe de Standard & Poor's/Case-Shiller.

Sin embargo, la confianza del consumidor estadounidense aumentó ligeramente en octubre, pese a que se mantuvo cerca de los recientes mínimos históricos y que la preocupación por el mercado laboral persiste, según un informe del sector privado publicado el martes.

En Europa, el índice británico FTSE 100 terminó el día con una baja de un 0,8%, mientras que el índice alemán DAX y el índice francés CAC 40 bajaron un 0,4% y un 0,5%, respectivamente.