Londres. Las acciones mundiales caían este miércoles debido al aumento del número de muertos por coronavirus y luego de que los ministros de Finanzas de la zona euro no lograron acordar un paquete de rescate para ayudar a las economías a recuperarse del impacto de la pandemia.

Las hospitalizaciones por COVID-19 parecían estar aplanándose en el estado de Nueva York, pero las muertes en Estados Unidos aumentaron en un récord de más de 1.800.

En tanto, Francia ha registrado oficialmente más de 10.000 muertes causadas por el coronavirus, convirtiéndose en el cuarto país que supera ese umbral después de Italia, España y Estados Unidos.

Wuhan, la ciudad china donde surgió el coronavirus, puso fin el miércoles a más de dos meses de cuarentena, pero los nuevos casos importados en la norteña provincia de Heilongjiang subieron a un máximo diario de 25.

Después de dos sesiones de alzas, las acciones europeas caían en medio de renovadas preocupaciones sobre la propagación del virus y la respuesta del continente al brote.

El índice paneuropeo STOXX 600 caía un 1,3%. El FTSE 100 de Londres cedía un 1,7%, luego de que el número de fallecidos por coronavirus superó los 6.100. El DAX de Alemania bajaba un 1,1% luego de que remontó más de un 8% en las últimas dos sesiones, debido a que la cifra de casos confirmados creció por segundo día consecutivo.

Las acciones japonesas fueron impulsadas luego de que el primer ministro Shinzo Abe declaró emergencia y puso fin a la incertidumbre del mercado, ayudando a que el promedio Nikkei cerrara con un avance de un 2,13%.

Los ministros de Finanzas de la zona euro no lograron acordar más medidas de respaldo para sus economías luego de negociaciones que se prolongaron durante toda la noche. El presidente del Eurogrupo, Mario Centeno, dijo en la mañana del miércoles que suspendería las discusiones hasta el jueves.

Los rendimientos de los bonos del gobierno italiano subían en respuesta. El retorno de la deuda italiana a 10 años llegó a trepar 20 puntos básicos en las primeras operaciones, tocando su mayor nivel desde el 19 de marzo a 1,748% antes de borrar parte de sus avances y cotizar con un alza de 14 puntos básicos.

La brecha entre los rendimientos de los bonos a 10 años de los gobiernos de Alemania e Italia, una medición de los riesgos que los inversores asignan a prestar a Roma, subía más de 200 puntos y el un momento alcanzó su mayor nivel desde el 20 de marzo.

Los precios del petróleo se estabilizaban antes de la reunión del jueves entre miembros de la OPEP y productores aliados que operadores esperan que lleve a recortes al bombeo y a apuntalar los precios. El Brent sumaba un 0,3% a US$31,96 por barril, luego de caer un 3,6% este martes. El WTI de Estados Unidos subía un 3,8% a US$24,45 por barril.

Frente a una cesta de monedas, el dólar subía un 0,21% a 100,170. El euro caía un 0,3% a US$1,0862.

Los precios del oro cotizaban a US$1.649, luego de que el martes tocaron un máximo de tres semanas y media a US$1.671.

Después del cierre del mercado este martes, el presidente Donald Trump dijo que Estados Unidos podría estar acercándose al pico de la curva del coronavirus. El gobierno pidió al Congreso un paquete de ayuda adicional por US$250.000 millones para las pequeñas empresas afectadas por la pandemia.