La actividad económica de Estados Unidos creció en el último trimestre de 2012 a un ritmo anual del 0,4%, tres décimas más que en el cálculo previo, y cerró el año con un incremento del 2,2 %, informó este jueves el gobierno.

Las cifras ajustadas en el cálculo definitivo para el período de octubre a diciembre muestran exportaciones e inversiones empresariales más altas que en las cifras preliminares.

En 2011 el producto interior bruto (PIB) de EEUU había crecido un 1,8%.