Panamá. La actividad económica de Panamá creció en 9,39% entre enero y julio en comparación con igual período del año anterior, informó este miércoles el Instituto Nacional de Estadística y Censo (INEC) de la estatal Contraloría General de la República (tribunal de cuentas).

Los datos señalan que los sectores que tuvieron una variación positiva en los meses de referencia fueron la construcción y la actividad inmobiliaria, debido principalmente a la ejecución de inversiones públicas, al desarrollo de grandes obras de ingeniería civil y al desarrollo privado, además de a la explotación de minas y canteras.

La producción industrial mostró también una expansión en actividades como la elaboración de productos alimenticios, la producción de leche, la producción cárnica y de bebidas alcohólicas; así como en la elaboración de productos no metálicos, papel y las actividades de edición e impresión.

Sin embargo, hubo disminución en la fabricación de productos de metal, plásticos, químicos y textiles, de acuerdo con la estadística.    

Se resalta como bueno el impulso que tuvieron las operaciones del sector transporte y comunicaciones en conjunto, con lo que se señala tuvo que ver en parte la dinámica en el manejo de contenedores, junto al movimiento en el transporte aéreo, las telecomunicaciones y las operaciones por vía férrea.

También tuvo un avance positivo el desempeño en el turismo, en los servicios en hoteles y restaurantes y en los rubros que están ligado a la afluencia de visitantes.

Se consideró adicionalmente que la producción de electricidad y agua reportó una variación positiva, debido al incremento en la generación de energía hidráulica, el consumo de electricidad y la facturación de agua potable.

El balance destaca también el comportamiento favorable de las actividades comerciales, tanto en el renglón mayorista como en el minorista, lo que se atribuye en parte al incremento en ventas de combustibles y vehículos nuevos.

Del sector agropecuario se destacó la mejora en actividades como la cría de ganado vacuno y porcino,  así como de aves de corral, y un buen comportamiento en cuanto al cultivo de hortalizas como el ñame y el otoe.