Cada vez más industriales del sector manufacturero venezolano tienen una percepción negativa sobre el desarrollo de la actividad económica del país. Mientras que en el último trimestre de 2006, 25,05% de los empresarios consultados tenía una opinión desfavorable, en el último trimestre de 2010 esa visión fue compartida por 45,22% de la muestra sondeada, según la Encuesta Industrial Cualitativa, correspondiente al IV trimestre de 2010, realizada por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

El reciente estudio se fundamentó en las opiniones de 542 gerentes generales, directores o dueños de empresas privadas y públicas, quienes fueron consultados entre el 22 de noviembre y el 10 de diciembre de 2010. El sondeo arrojó que 74,72% de los industriales tenía una apreciación optimista de la economía en 2006, sensación que solo llegó a 54,78% al cierre de 2010.

Que la percepción sobre la actividad económica venezolana en los últimos años haya caído no es una sorpresa para representantes de Conindustria. El fortalecimiento de las políticas de controles, regulaciones y expropiaciones por parte del gobierno nacional, adicional a la caída del PIB en los últimos dos años, ha contribuido a esa idea, según Agustín Díaz, gerente de Estudios Económicos y Legales de Conindustria.

"Ahí se ve el cambio en la situación general del país. El boom petrolero duró solo hasta 2008, que es precisamente cuando empieza a verse esa percepción negativa", indicó Díaz.

Apuntó que el aumento en los precios del barril ya no es garantía de crecimiento para la actividad económica nacional. "El año pasado teníamos un promedio aproximado de US$70 por barril y no hubo crecimiento. Esto lo que indica es que esos recursos no se usan para la inversión o ampliación de la capacidad de producción", señaló Díaz.

Proyecciones para 2011. En el informe realizado por el INE sobre el último trimestre de 2010, se destaca que la mayoría de los empresarios expresaron que la existencia de productos terminados fue menor en comparación al nivel registrado en el trimestre anterior. También perciben que en el primer trimestre de 2011 esos inventarios seguirán disminuyendo.

Los industriales afirmaron que sus exportaciones en el cuarto trimestre de 2010 fueron inferiores a las realizadas en el tercer trimestre. Sin embargo, hay una tendencia a creer que el primer trimestre de 2011 será de mayores ventas foráneas.

En la nota de prensa enviada por el INE se señala que "87,77% de los empresarios del sector manufacturero expresaron que su capacidad utilizada se mantuvo o aumentó con respecto al trimestre anterior; asimismo, señalan que mantienen en promedio 70,20% de utilización de maquinaria y equipo en la empresa". Sin embargo, la apreciación de los industriales es que para el primer trimestre de 2011 el uso de estos bienes disminuirá, según se destaca en el informe.

En cuanto al personal que trabaja dentro de las industrias, los gerentes y directores encuestados aseguraron que el nivel de ocupación fue mayor al cierre del año, que en los meses anteriores; pero que la tendencia para el primer trimestre de 2011 es que la variable disminuya. El representante de Conindustria comentó que esto tiene que ver con que los últimos meses del año suelen ser los de mayores ventas, lo que genera contratación de personal.

Puntos del último trimestre. Uno de los aspectos que más llamó la atención de Díaz es que en el informe se contrasta un trimestre con el inmediatamente anterior. "Hay un sesgo de comparar de esa forma, pues sabemos que cada uno tiene una estacionalidad diferente, y es por esto que la comparación debe hacerse contra el trimestre de un año anterior", comenta.

Así, de la encuesta a industriales, el INE destaca que 54,78% de los empresarios sondeados consideró que el comportamiento de su actividad fue positivo en el último trimestre de 2010, en comparación con el tercero del mismo año (48,38%).

El presidente del ente estadístico, Elías Eljuri, indicó que esto estaba relacionado con el "incremento de la cartera de pedidos, los niveles de producción, la disponibilidad de recursos financieros, el alza de las inversiones en activos fijos, entre otros indicadores", refiere la nota de prensa enviada por el organismo.

Eljuri detalló que "la mayoría del empresariado venezolano señala el uso adecuado de las divisas, el aumento de la demanda, las políticas de protección de la industria nacional, las condiciones de financiamiento flexibles, el incremento de las fuentes que facilitan el financiamiento, los programas sociales y la democratización de las compras del Estado, que han incidido de forma positiva en la evolución del sector a lo largo del último trimestre del año", se señala en la nota.

Se indicó que 94,95% de los industriales afirma que los recursos financieros para mantener la operatividad de la unidad productiva son mayores o se han mantenido igual al nivel registrado en el período anterior. También prevén que para el primer trimestre de 2011 esta tendencia se mantenga.