El acuerdo entre el gobierno de Uruguay y los empresarios para congelar los precios de 1.500 productos de la canasta básica reducirá las expectativas de inflación, dijo el ministro de Economía, Danilo Astori.

"En ediciones pasadas un acuerdo de este tipo contribuyó a desacelerar no los precios sino las expectativas que son fundamentales", señaló Astori en una entrevista con la radio local Sarandí.

"Muchas veces con anticipo de acciones los propios actores van alimentando un proceso que se desea combatir", explicó.

La inflación asciende a 8,53% en el año móvil con cierre en junio, por encima del techo del rango meta oficial fijado en 7%.

"Con un acuerdo como este pensamos combatir las expectativas inflacionarias", enfatizó Astori.

Sobre el tipo de cambio, que acumula un alza de 16,6 por ciento en 2015 y que también fogonea a la inflación, el ministro indicó que no prevé "ninguna explosión".

"No esperamos que haya ninguna alteración por vía cambiaria al acuerdo que se celebró porque no esperamos ninguna alteración imprevisible en el tipo de cambio", sostuvo.

Del acuerdo, anunciado el jueves pasado, participan grandes superficies comerciales, minoristas, industriales e importadores.

Regirá en principio hasta octubre y comprende a alimentos, bebidas y artículos de limpieza.

A lo largo de 2014, el Indice de Precios al Consumo (IPC) se expandió 8,26%.