Ciudad de México DF. El programa de estímulos monetarios anunciado este jueves por la Reserva Federal de Estados Unidos es una decisión correcta y terminará por ayudar a la economía mexicana, dijo el jefe del Banco de México, Agustín Carstens.

La Reserva Federal lanzó un nuevo y agresivo programa de estímulos, en el que se compromete a comprar US$40.000 millones en deuda hipotecaria por mes y a seguir adquiriendo activos hasta que mejore sustancialmente el panorama para el empleo.

"Yo creo que son decisiones correctas, decisiones congruentes con lo que (el presidente de la Fed) Bernanke ha venido diciendo", dijo Carstens, en entrevista con Reuters.

"Si la política monetaria puede hacer algo para fortalecer la economía de Estados Unidos, pues obviamente es algo que terminará por ayudarnos", añadió el banquero central.

Más temprano este jueves, Agustín Carstens dijo que sería benéfico para el país permitir la inversión privada en la generación de petróleo y electricidad, un tema espinoso durante años y que estaría en los planes del presidente electo, Enrique Peña Nieto.

Carstens dijo que la apertura a la competencia de los dos componentes más importantes del sector energético derivaría en acceso a esos insumos "a menores precios y mayor calidad".

"En México, la energía es cara y de menor calidad", dijo Carstens en un discurso sobre competencia y regulación.