El ministerio de Finanzas alemán confía en que Argentina pague puntualmente las deudas que tiene contraídas con el país, a pesar de la inestabilidad que ha generado la sentencia de un tribunal estadounidense que le obliga a abonar US$1.300 millones a varios fondos especulativos.

"Esperamos que Argentina haga frente a sus obligaciones de pago con Alemania como está acordado", han señalado fuentes del departamento que dirige Wolfgan Schäuble al semanario "Der Spiegel".

La inquietud de los deudores tiene su origen en la reciente decisión del Tribunal Supremo de EE.UU., que desestimó revisar un fallo que ordenó a Argentina pagar US$1.300 millones a los fondos de inversión que no aceptaron los canjes de su deuda soberana tras el cese de pagos de 2001.

Argentina asegura que el pago que exigen esos fondos especulativos obligaría al país a suspender pagos, especialmente sí acarrea el pago equitativo a quienes aceptaron la reestructuración de bonos, que podrían reclamar al país US$124.000 millones, cifra inabordable para las reservas argentinas.

Según "Der Spiegel", las deudas de Argentina con Alemania rondan los 2.600 millones de euros.