Las bolsas más importantes de Asia coincidieron este miércoles en arrojar resultados positivos, impulsadas por el récord histórico de Wall Street, según los analistas.

El Nikkei subió más de un 2% y alcanzó su mayor nivel desde septiembre de 2008.

El selectivo tokiota logró un aumento de 248,82 puntos, un 2,13%, y quedó en 11.932,27 unidades, mientras que el segundo indicador, el Topix, que agrupa a los valores de la primera sección, subió 14,60 puntos, un 1,48%, y se situó en 1.003,22 puntos.

La Bolsa de Seúl obtuvo una leve subida, del 0,2%, atribuida por analistas locales a la influencia de la jornada alcista de la víspera en Wall Street, que dio un moderado impulso a la confianza de los inversores locales.

El índice referencial Kospi subió 4,13 puntos, hasta 2.020,74 unidades, en una sesión en la que se movieron US$3.710 millones, mientras el tecnológico Kosdaq avanzó 0,4 puntos, el 0,07%, hasta los 544,36 enteros.

La Bolsa de Shanghái ganó un 0,9%, después de marcar anteayer su peor cotización en dos meses, y de recuperarse ayer con ganancias de un 2,33%, que continuaron hoy por segundo día consecutivo.

El índice general de Shanghái concluyó su cotización diaria en 2.347.18 puntos, un 0,9% al alza, o 20,87 puntos por encima del cierre de ayer.

En Hong Kong, el índice referencia Hang Seng aumentó el 0,96%, ya que sumó 217,34 puntos hasta los 22.777,84.

En Singapur, la Bolsa de Valores de la ciudad-Estado subió el 1,34%, o 43,55 puntos, y el índice Straits Times acabó en 3.291,81.

En Malasia, el parqué bursátil de Kuala Lumpur aumentó un 0,59%o, o 9,76 puntos, para que el índice KLCI llegase a 1.651.84.

En Tailandia, la Bolsa de Valores de Bangkok ganó el 0,65%, o 10,04 puntos, y el índice SET se colocó en 1.559,35.