Un importante miembro de la Unión Demócrata Cristiana de Alemania (CDU), dijo que el paquete de ayuda era necesario para restaurar la estabilidad en la economía española, la cuarta más grande de la zona euro.

"Estoy convencido de que lo que estamos haciendo es necesario y correcto, y en nuestro propio interés. Es necesario estabilizar al sector bancario español para mantener a la economía española viva", sostuvo.

"Confío en que conseguiremos una amplia mayoría en la votación mañana. El tema de la responsabilidad está completamente claro", agregó.

Los críticos del proyecto de ley insisten en que los gobiernos nacionales debería ser responsables por los préstamos de emergencia otorgados a los bancos.

Bajo el temporal Fondo Europeo de Estabilidad Financiera (FEEF), el vehículo utilizado inicialmente para la ayuda a España, efectivamente el Estado español será responsable.

Pero los líderes de la UE han decidido que, una vez que el Banco Central Europeo adquiera nuevos poderes para supervisar a los bancos de la zona euro, y por lo tanto puedan controlar cómo operan, los fondos de rescate -el FEEF y su sucesor, el Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEE)- podrán prestar directamente a los bancos para recapitalizarlos.

España y otros países que han recibido rescates están a favor de otorgar tales poderes a los fondos porque eso rompería el círculo vicioso de gobiernos endeudados que deben pedir prestado para apuntalar a sus bancos y aumentar así su ya pesada carga de deuda.

Alemania y otras economías sólidas quieren controles adecuados vigentes antes de acceder a los cambios.