Buenos Aires. El Gobierno de Argentina amplió el cupo de importaciones a los fabricantes de electrónicos a US$300 millones mensuales de un monto previo de US$233 millones, dijo el jueves el Ministerio de Industria.

La medida, que tendrá vigencia desde el 1 de julio al 31 de diciembre, la anunció la ministra Débora Giorgi en una reunión con empresarios del sector.

"Los nuevos valores (...) garantizarán la continuidad de los procesos industriales y los planes de inversión, además de la estabilidad de los planteles laborales del sector", indicó el ministerio en un comunicado.

El Gobierno de la presidenta Cristina Fernández impone límites a los montos de importación autorizados a las distintas industrias con el fin de sostener el superávit comercial y proteger sus alicaídas reservas del banco central .