Buenos Aires. El Ministerio de Agroindustria de Argentina informó este martes que en enero comenzó a regir un recorte de 0,5 puntos porcentuales por mes en los impuestos a las exportaciones de soja y de su aceite y harina derivados, que durará hasta diciembre del 2019.

Con la nueva disposición, la actual tasa a los embarques de soja en Argentina es de un 29,5% mientras que la de sus derivados se ubica en 26,5%. A fines del 2019 estos impuestos se encontrarán en un 18 y 15%, respectivamente.

El presidente Mauricio Macri había anunciado el recorte progresivo al impuesto a inicios del 2017.

"Esta reducción se enmarca en las diferentes medidas que se tomaron en los últimos dos años, apuntadas a darle competitividad y previsibilidad al sector", dijo la cartera en un comunicado, donde explicó que la baja gradual en el impuesto será aplicada a partir del primer día de cada mes.

Argentina es el principal exportador mundial de aceite y harina de soja, y el tercero del poroto de la oleaginosa.

De acuerdo a la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR) la cosecha de soja 2017/18 será de 54,5 millones de toneladas.