La balanza comercial de Argentina habría arrojado un déficit promedio de US$116 millones en febrero ante un nuevo incremento en el ingreso de bienes de capital y de consumo, según un sondeo de Reuters publicado el lunes.

Analistas coinciden en que la demanda local de productos importados se ha resentido por el menor poder adquisitivo de la población debido a la inflación y la recesión del 2016.

Además, han impactado los temores de un mayor proteccionismo comercial de Estados Unidos bajo el Gobierno de Donald Trump.

"En un mundo en el cual el intercambio comercial se está desacelerando desde hace tiempo, las políticas de Estados Unidos pueden desatar una ola proteccionista que, en el mejor de los casos, sería un retroceso en el proceso de globalización", dijo Management & Fit Consultora.

Las proyecciones entre cuatro analistas reflejaron una déficit en la mediana de US$118 millones para el Intercambio Comercial Argentino (ICA) en el segundo mes del año, con fluctuaciones desde un saldo negativo máximo de US$200 millones y un déficit mínimo de US$26 millones.

Reciente números oficiales indican que la economía del país sudamericano muestra algunos signos de recuperación.

En febrero de 2016, según datos del Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec), la balanza comercial del país austral arrojó un saldo positivo de US$110 millones, mientras que en enero pasado tuvo un negativo de US$106 millones.

El Indec dará a conocer el ICA de febrero el martes por la tarde.