Hernán Lorenzino y Diego Bossio aclararon que el gobierno no tiene deuda con la provincia y que el gobernador De la Sota "tiene la responsabilidad de darle sustentabilidad al sistema previsional cordobés".

En conferencia de prensa desde el Microcine del ministerio de Economía, Lorenzino dijo que el gobierno no propuso "ni un ajuste ni un recorte" y aseguró que "los problemas que enfrenta el gobernador (de Córdoba, De la Sota) no tiene nada que ver con lo que ha hecho el gobierno federal en los últimos años".

El ministro señaló que "las transferencias han crecido más de 600%" y se preguntó "qué busca el gobierno de Córdoba, tener un chivo expiatorio, alguien a quien acusar de algo, o una proyección nacional, la necesidad de salir en los medios nacionales?".

Dijo que, en su exposición, José Manuel De la Sota "parecía más un caudillo provincial que un gobernador que articula políticas en pos del bienestar de los cordobeses".

En este contexto, recordó que Córdoba "es una de las provincias más endeudadas" y aclaró que el Gobierno nacional le concedió una reprogramación de pagos que permitió una quita de 1.351 millones de pesos en 2010.

Por otra parte, detalló que "sólo 16 por ciento de los cordobeses pertenecen al régimen previsional provincial, mientras que el 84 por ciento cobra a través de la Anses y gozan de todos los beneficios, entre otros la ley de movilidad".

En tanto, Bossio sostuvo que "no hay deuda con la provincia de Córdoba" y que "la responsabilidad del pago del 16 por ciento de los jubilados estatales cordobeses (que suman 22 mil) corresponde al gobierno de la provincia de Córdoba y a quien lidera ese gobierno, que es De la Sota; es su responsabilidad darle sustentabilidad a ese sistema".

Aseguró que "no existe obligación del Estado nacional de financiar otro déficit" previsional de la provincia de Córdoba y señaló que se transfirieron "4.440 millones de pesos al régimen previsional de Córdoba desde 2002".

Dijo que De la Sota "por momentos parecía un político en campaña" y concluyó: "Nosotros hemos, de buena fe, transferido a la provincia recursos y la provincia no ha cumplido con los compromisos asumidos" en los ocho convenios específicos que se firmaron desde la promulgación de la Ley 25.235, a fines de 1999.