Washington. Argentina debería registrar buena demanda para su canje de deuda debido al apetito de los inversionistas, señaló el martes un alto funcionario del Fondo Monetario Internacional.

Nicolás Eyzaguirre, director del Departamento del Hemisferio Occidental del FMI, señaló que si bien espera que el canje de hasta US$18.300 millones en bonos incumplidos sea exitoso, no será suficiente para permitir al gobierno restablecer el pleno acceso a los mercados de capital.

Eyzaguirre dijo a la prensa durante una presentación el viernes que una participación más activa en la comunidad internacional, donde todos estén más informados sobre cuáles son sus políticas y sus intenciones políticas a futuro, ayudaría bastante a Argentina. La presentación, junto con el informe regional del FMI para América Latina, estaba embargada hasta el martes.

El Gobierno de Argentina inició una gira el lunes en Roma para promover el canje, que se extiende hasta el 7 de junio.

Con el apetito por el riesgo aún alto entre los inversionistas pese a los problemas de deuda de Grecia, Eyzaguirre señaló que espera que Argentina logre una operación bastante buena del canje.

Eyzaguirre señaló que no podría ser una mejor oportunidad para cerrar el acuerdo con los tenedores que no participaron en el canje de 2005, dada la cantidad de liquidez.