China registró un crecimiento récord del suministro de dinero en sentido amplio (M2 en inglés) en septiembre, lo cual convenció a los expertos de que están surtiendo efecto las medidas económicas tomadas por el país, y que la liquidez del mercado chino está mejorando.

El Banco Popular de China, el central del país, anunció este sábado que el M2, que cubre el efectivo en circulación y todos los depósitos, creció interanualmente en 14,8% en septiembre, una aceleración considerable en comparación con el 13,5% registrado en agosto.

Esta tasa de crecimiento se considera la más alta desde julio de 2011, y se sitúa por encima de la meta anual de 14% fijada por el banco central.

Qu Hongbin, economista en jefe de HSBC China, indicó que el rápido crecimiento del M2 reflejaba una mejoría en la liquidez del mercado, y que la pericia de las políticas monetarias realizado por el gobierno ya había dado su fruto.

El banco central ha bajado este año el requisito del coeficiente de reservas bancarias dos veces y reducido las tasas de interés para estimular el crecimiento económico, que cayó al nivel más bajo registrado en tres años durante el segundo trimestre de 2012.

La economía china registró una subida interanual del 7,6% en el segundo trimestre, lo cual supone una desaceleración en comparación con el 8,1% observado el primer trimestre.

La tasa de crecimiento acusó seis meses consecutivos de delive, el ritmo más lento jamás registrado desde el primer trimestre de 2009.

Los préstamos en Renminbi (moneda china) pendientes del país sumaron 61,51 billones de yuanes (US$9,72 billones) a finales del mes pasado, lo cual representa un aumento interanual de 16,3%, informó el banco central.

"Según el volumen total de la financiación social, en estos momentos la liquidez general se halla bastante relajada, y la creciente demanda apunta signos de estabilización", dijo Qu.

E Yongjian, un investigador del Banco de Comunicaciones, dijo que se había mejorado la estructura de los nuevos préstamos en yuanes.

En septiembre, los nuevos préstamos a medio y largo plazo ofrecidos a empresas se fijaron en 127.700 millones de yuanes, ocupando así el 20% del volumen total de nuevos préstamos concedidos el mes pasado, lo cual supone un aumento de 17% frente a la cifra de agosto, de acuerdo con el banco central.

El cambio estructural mostró que las medidas tomadas por el gobierno para acelerar la aprobación de nuevos proyectos ha espoleado a su vez las actividades crediticias de los bancos comerciales, sobre todo en los préstamos de a medio y largo plazo, dijo E.

Asimismo, el experto señaló que la demanda de producción de las empresas se recuperaría gracias a la creciente inversión de activos fijos, políticas favorables de exportación y la reestructuración económica del país.

"El crecimiento del valor agregado de la producción industrial se estabilizará y experimentará un repunte en el cuarto trimestre", señaló E.

Las exportaciones de China en septiembre subieron interanualmente 9,9%, hasta alcanzar los US$186.350 millones, estableciendo así un récord mensual, de acuerdo con las estadísticas publicadas este sábado por la Administración General de Aduanas.

La reserva de divisas de China alcanzó los US$3,29 billones a finales de septiembre, mientras que la cifra se situó en us$3,24 billones a finales de junio, según el banco central.

El Índice de Gerentes de Compras (IGC) llegó en septiembre a 49,8%, un ligero aumento frente al 49,2% registrado el mes anterior. No obstante, la cifra sigue sin superar el 50% a partir del cual se fija el crecimiento.

"Como las políticas que se adoptaron han entrado gradualmente en vigor, el crecimiento económico de China se acelerará en el cuarto trimestre", predijo Qu.

El gobierno chino tiene programado dar a conocer los resultados del producto interno bruto del tercer trimestre el 18 de octubre. Según los pronósticos de los analistas, la cifra se situaría por debajo del crecimiento del 7,6% registrado en el segundo trimestre.