El ministro de Economía de Argentina, Axel Kicillof, afirmó que lo expuesto ante el mediador, es la posición de su país y lo que están dispuestos a ofrecer como nación.

Según el titular, la República Argentina ha solicitado un stay (suspensión del cobro por parte de los fondos buitres). Sin embargo, los fondos no han aceptado la solicitud, ya que "ellos -los fondos- lo que solicitan, es que se le pague más que lo cancelado al 92,4% de los acreedores", dijo Kicillof.

En este sentido, el economista fue enfático en decir que "lo solicitado por el 1% de los fondos buitres no puede ser efectivo", agregando que "si lo ofrecemos lo que ellos solicitan, la demanda se multiplica por 100, y el juez Griesa nos está obligando a pagar algo que no corresponde".

"Ofrecimos que entren al canje de 2007 y 2010", con lo que "en las condiciones de hoy obtendrían una ganancia del 300%", pero "no fue aceptada esa oferta porque quieren más", precisó el ministro durante una conferencia de prensa en el consulado argentino en Nueva York, tras una extensa reunión con el mediador Daniel Pollack y representantes de los hold outs.