Buenos Aires. El Banco Central de Argentina negocia con el banco de inversión Goldman Sachs un crédito por US$1.000 millones de dólares, según informan hoy medios locales. El préstamo tendría una tasa de interés del 6,5% anual, a dos años de plazo.

Los fondos se sumarían a las reservas monetarias del instituto emisor, que rondan actualmente los US$27.000 millones y que registraron un fuerte descenso en 2013 y en el primer bimestre de este año, en medio de las turbulencias cambiarias.

El año pasado la pérdida de reservas monetarias de Argentina ascendió a US$13.000 millones.

"Después de una década de desendeudamiento, la situación actual hace más aconsejable usar el crédito disponible, pero no a cualquier tasa", comentó una fuente de gobierno en algunos medios.

El Banco Central utiliza reservas monetarias para intervenir en el mercado de cambios oficial y para financiar el fuerte gasto del tesoro nacional.

El año pasado la pérdida de reservas monetarias de Argentina ascendió a US$13.000 millones.

Por la tensión en el mercado de cambios en los primeros meses del año, con una fuerte devaluación del peso argentino, el Banco Central perdió en enero reservas por US$2.500 millones de dólares y 375 millones de dólares en febrero.