Sao Paulo. El Banco Central de Brasil elevó el miércoles su pronóstico de inflación para el 2011, aunque rebajó su previsión para el próximo año.

La entidad elevó su estimación inflacionaria de este año a un 5,6% desde un 5% previo, pero redujo la del 2012 a un 4,6% desde un 4,8%.

Los pronósticos aparecieron en su informe trimestral de inflación.

La meta de inflación del Banco Central para este año y el próximo es de un 4,5%, más o menos dos puntos porcentuales.