Lima. El Banco Central de Perú mantuvo este jueves su tasa de interés clave en 3%, con lo que frenó una racha de cinco alzas consecutivas y sorprendió al mercado que esperaba un nuevo incremento.

La mayoría del mercado esperaba que el organismo subiera la tasa en 25 puntos base, según un sondeo de Reuters. Ello tras haber elevado su tasa referencial en 50 puntos base en agosto y septiembre.

"Esta decisión toma en cuenta la evolución reciente de la inflación y sus determinantes, la cual aconseja hacer una pausa en los ajustes preventivos a la tasa de referencia iniciados en mayo del presente año", explicó el Banco Central en un comunicado.

Los precios al consumidor en Perú cayeron en septiembre por primera vez en lo que va del año, pese a que la economía local crece a una de las mayores tasas del mundo.

El Indice de Precios al Consumidor (IPC) retrocedió 0,03% en septiembre, con lo que Perú acumula una inflación del 2,03% este año.

La inflación se ubica dentro del rango meta del Banco Central de entre 1 y 3%.

"Los indicadores actuales y adelantados de actividad señalan una ligera moderación del crecimiento de la actividad productiva (...) futuros ajustes en la tasa de referencia estarán condicionados a la nueva información sobre la inflación y sus determinantes", agregó el organismo.

La economía peruana, que crecería 8% este año según el gobierno, anotó en julio una robusta expansión pero se enfrió un poco frente al mes previo, lo que ya sugería una moderación en el ciclo de alzas de tasas del Banco Central.

El mismo presidente del organismo, Julio Velarde, había adelantado a fines de septiembre que el mercado no tiene que esperar incrementos de la tasa referencial todos los meses.

"El BCRP (Banco Central de Reserva) también consideró que la desaceleración de la economía global también le da al banco más espacio para esperar. Esperamos que resuma sus alzas en la próxima reunión", dijo el analista Pedro Tuesta de 4CAST en Washington.