Tokio/Aomori. El vicegobernador del Banco de Japón, Hirohide Yamaguchi, dijo que la economía del país pronto saldrá de su letargo, pese a una desaceleración de las exportaciones en enero, pero advirtió que siguen los riesgos por el alza en los precios de las materias primas.

El crecimiento de las exportaciones se ralentizó a su nivel más bajo en más de un año durante enero, debido a que los envíos a China perdieron fuerza antes del Año Nuevo Lunar.

Sin embargo, los economistas dijeron que el pronóstico del banco central de una recuperación impulsada por las exportaciones continúa intacta debido a que la demanda extranjera subyacente sigue siendo sólida.

Yamaguchi, un asesor cercano del gobernador del BOJ (por su sigla en inglés), Masaaki Shirakawa, dijo que Japón está haciendo un avance hacia poner fin a la deflación.

También indicó que existe la opinión de que las alzas anuales en los precios a los consumidores se acelerarían hacia el año fiscal que comenzará en abril del 2012.

"Las exportaciones están reanudando una tendencia alcista", dijo Yamaguchi el miércoles en un discurso a ejecutivos empresariales en Aomori, en el norte de Japón.

"Espero que la economía de Japón pronto emerja desde una pausa y reanude un sendero de recuperación moderado apoyado en un sólido crecimiento en el extranjero", agregó.