Managua. Destinados para el mejoramiento de su sistema de agua y sanidad, el gobierno de Nicaragua anunció un préstamo de US$73 millones por parte del Banco Europeo de Inversiones (BEI).

El acuerdo fue suscrito a través de un convenio entre el ministro nicaragüense de Hacienda y Crédito Público, Iván Acosta, y el presidente del BEI, Werner Hoyer.

El presidente ejecutivo de la Empresa Nicaragüense de Acueductos y Alcantarillados (Enacal), Ervin Barreda, confirmó que el dinero será destinado a fortalecer el Programa Integral Sectorial de Agua y Saneamiento Humano.

Los fondos serán ejecutados en 19 ciudades de Nicaragua, entre las que se encuentran Camoapa, El Rama y Nueva Guinea, en el centro del país; Nandaime y Chinandega, en el Pacífico, y Cárdenas y San Carlos, en el sur, indicó el reporte, citando a Barreda.

Nicaragua podrá pagar el préstamo en un plazo de veinte años, con cinco de gracia y una tasa de interés del 4%, de acuerdo con la información oficial.

El programa de agua y saneamiento en Nicaragua cuesta 322 millones de dólares, según la fuente.

Hoyer dijo al portal El 19 Digital que el BEI está interesado en intensificar la cooperación en temas como agua, cambio climático y energía.