Shenzen. Un banco genético nacional construido por el gigante de investigación genética de China BGI empezó su operación a prueba en la ciudad de Shenzhen, sur del país.

El presidente de la compañía, Wang Jian, dijo durante el lanzamiento de la operación el sábado, que el banco de genes tiene una colección de 10 millones de muestras de recursos biológicos.

Se espera que el proyecto impulse la investigación y negocios en las áreas de salud, agricultura, diversidad de especies y protección del medio ambiente.

La instalación, aprobada por la Comisión Nacional de Desarrollo y Reforma en 2011, está dedicada a almacenar y administrar los recursos y datos genéticos únicos del país, así como información biológica.

Wang dijo que la compañía también planea establecer un laboratorio nacional sobre genómica.

Además, BGI anunció hoy que junto con varios inversionistas institucionales lanzó una incubadora de empresas nuevas sobre aplicación de tecnología genética. La compañía prometió abrir su plataforma de tecnología y datos a los miembros de la incubadora.