Lima, Andina. La posibilidad de que la moderación del gasto sea algo más acentuada de lo previsto, y las renovadas preocupaciones por el crecimiento de la actividad económica global, sugieren que el ciclo de ajuste monetario en el 2011 estaría próximo a culminar, consideró este viernes el BBVA Banco Continental.

Señaló que el ritmo de incremento de los precios continúa moderándose y que la tasa interanual de inflación pasó de 3,07% en mayo a 2,91% en junio, continuando así con su tendencia gradual a la baja.

“Tomando en cuenta que la expansión del gasto es más consistente con la tasa de crecimiento del producto potencial y que las cotizaciones internacionales de materias primas no tendrían mayor recorrido adicional al alza, las presiones inflacionarias estarían acotadas en adelante”, anotó.

Sin embargo, consideró que buscando asegurar que las expectativas de inflación se mantengan acotadas (las del 2011 están desviadas de la meta y las del 2012 siguen aumentando), el Banco Central de Reserva (BCR) realizaría todavía algún ajuste adicional en lo que resta del año.

En ese contexto, previó que el BCR elevará su tasa de interés de referencia hasta cinco por ciento, desde su actual nivel de 4,25%, aunque manteniendo un sesgo a la baja.

“Las mayores preocupaciones por el crecimiento de la actividad global, y la evolución de los indicadores adelantados de la actividad económica local, le siguen imprimiendo un sesgo a la baja a nuestra previsión de la tasa de interés de referencia para fin de año”, dijo en su reporte de mercados emergentes denominado Perú: Se mantuvo la pausa en el ciclo de ajuste monetario.