El Banco Interamericano de Desarrollo (BID) puede aprobar para Honduras unos US$162 millones durante 2011.

Miguel Manzi, representante residente del BID, aseguró que existe un monto por desembolsar de unos US$500 millones que siguen ejecutándose en diversos proyectos a nivel nacional desde hace más de cinco años y para lo cual se necesita dinamismo de parte del Estado para avanzar en estos desembolsos.

Para este año, el Banco Interamericano de Desarrollo prepara los proyectos de apoyo al Poder Judicial en materia de seguridad, proyectos con el Instituto Nacional de Estadística para avanzar en las encuestas de salud, agropecuaria y vivienda.

Sumado a estos proyectos, también se menciona la primera fase de la incorporación tecnológica en el sector educativo, por medio de la cual se espera brindar una computadora a cada niño del nivel básico.

"Estamos preparando los proyectos y esperamos aprobar cinco: dos vinculados a medidas de política y apoyo presupuestario y tres proyectos de inversión. Honduras tiene una cuota de financiamiento fija de parte del BID, no tienen cuota libre de disponible, porque fueron condonados en casi US$3.000 millones, de los cuales al menos US$1.000 millones eran del BID y eso hace que tengan restricciones para nuevos créditos", explicó Manzi.

El representante residente de este organismo internacional en el país, afirmó que el monto de los desembolsos depende de la gestión pública.

El año pasado Honduras rompió metas récord con el Banco Interamericano de Desarrollo al alcanzar un desembolso de US$170 millones, cuando el promedio de los últimos 15 años era US$90 millones anuales.

"Es mérito del país que llevó adelante una gestión dinámica, eficiente y lograron avanzar las obras y los servicios y las acciones previstas en cada uno de los proyectos".