Río de Janeiro. Brasil necesita crecer a un ritmo anual de al menos un 3,2% para lograr un desarrollo sostenible hasta 2035, según un informe divulgado este martes por el estatal Banco Nacional de Desarrollo Económico y Social (BNDES).

El presidente del BNDES, Paulo Rabello, afirmó en conferencia de prensa que el estudio apunta a que es posible el desarrollo económico del país en el plazo sugerido.

"En 18 años, el objetivo es volver a Brasil medianamente desarrollado y erradicar la extrema pobreza", comentó Rabello.

El estudio apuntó la necesidad de que Brasil invierta en infraestructura y en tecnologías de la información y comunicación, así como combatir las desigualdades regionales del país.

Uno de los autores, el economista Fernando Puga, señaló tres escenarios para el desarrollo de la economía brasileña.

"La necesidad de un PIB del 2,8% anual para 'destrabar' la economía, un crecimiento del 3,9% anual para 'potencializar' el desarrollo y un crecimiento del 4% anual para que Brasil transforme su realidad económica", afirmó Puga.

El economista destacó que el banco estatal trabaja con una proyección del PIB del 3,2% anual para alcanzar la meta media de desarrollo del país en los próximos 18 años.

Según él, la agenda sectorial tiene como objetivo "estar en 2035 en un nivel de renta y desarrollo como Grecia y Portugal".